México

¿Qué hacer en San Miguel de Allende en pareja?

Italia tiene a Verona, Francia a París y República Checa a Praga. Y en el caso de México... ¿sabes cuál es la ciudad favorita de los enamorados? San Miguel de Allende, donde una escapada para dos puede convertirse en el inicio de un "vivieron felices por siempre".

De pequeño pueblo adormilado a vibrante comunidad cosmopolita: así ha sido el ascenso meteórico de San Miguel de Allende, Guanajuato, cuya riqueza arquitectónica le valió el nombramiento de Ciudad Patrimonio de la Humanidad en 2008, pero cuyas callecitas empedradas, vibra provincial y rincones secretos le hizo ganarse el corazón de los enamorados de todo el mundo.

Repleta de hotelitos boutique, galerías y restaurantes, aquí se antoja escaparse por unos días para dedicarse a consentir a la pareja, conocerse mejor y crear nuevas memorias juntos. Pero ojo: San Miguel de Allende es tan diversa que no existe una sola forma de disfrutarla así como no existe una sola manera de entender el amor, por eso aquí te ofrecemos 6 planes infalibles para gozarla al máximo de acuerdo a la personalidad de ambos y a su estilo de viaje.

Para los activos: cabalgata romántica

Si son inquietos por naturaleza, quizás piensen que la tranquila y cultural San Miguel de Allende tiene pocas opciones para ustedes. Si es su caso, permítanme demostrarles que no es así e invitarles a hacer un recorrido a caballo por las calles de la ciudad. La mejor opción para hacerlo es contratar a Coyote Canyon Adventures, los citarán por la tarde para que conozcan a sus dóciles monturas. Si no saben montar ellos les enseñarán a hacerlo, para después acompañarlos a lo largo de una cabalgata que comienza en un mirador para ver el atardecer, continúa por las callejuelas empedradas y termina frente a la parroquia de San Miguel Arcángel, bañada de luz.

Tips románticos:

Hotel ideal: L'Ôtel Chiquitos

1/3

Diminuto, íntimo y acogedor: así les puedo describir este hotel. Si buscan una escapada romántica, L’Ôtel Chiquitos les va a fascinar porque la propiedad solo cuenta con cuatro habitaciones, todas bellamente decoradas con muebles de diseño y antigüedades. Mi favorita es la Owner’s Suite, que además de ser muy amplia cuenta con una terraza privada, chimenea para esas noches frías y un baño con azulejos pintados a mano: lujo bohemio al más puro estilo San Miguel.

L'Ôtel San Miguel De Allende

San Miguel de Allende
9.2 Excelente (30 opiniones)

Para ver el amanecer juntos: vuelo en globo aerostático

Este plan es para los madrugadores pero también para los románticos de hueso colorado, para esas parejas que adoran recibir chocolates o que lloran juntas en los finales felices del cine. Pensando en todos ustedes elegí recomendar un vuelo en globo aerostático, una experiencia que les permitirá ver cómo las cúpulas y calles de San Miguel de Allende se pintan con las primeras horas del día.

¿Les gusta la idea? Entonces contraten a Globos San Miguel, una empresa con más de 25 años de experiencia en ascensos en globos de aire caliente. Tomen en cuenta que la actividad dura cerca de 4 horas desde el encuentro con los pilotos en algún punto fuera de la ciudad hasta el aterrizaje, para lo cual deberán despertarse prácticamente de madrugada. Sin embargo no se preocupen por lo anterior: créanme que hacerlo vale mucho la pena.

Tips románticos:

Hotel ideal: Imperio de los Ángeles

1/3

Recientemente tuve la oportunidad de alojarme en Imperio de Ángeles y me encantó, pues conjuga la vibra histórica y señorial del destino con instalaciones amplias y cómodas. A diferencia de otros hospedajes, no se ubica completamente en el centro de la ciudad. Así, la ventaja de pernoctar aquí (además de probar sus deliciosas camas y pasear por sus salones decorados con antigüedades mexicanas) es que les será más fácil y cómodo salir de madrugada para hacer el vuelo en globo.

Imperio De Ángeles Hotel

San Miguel de Allende
8.3 Muy bueno (758 opiniones)

Para los de espíritu zen: El Charco del Ingenio

Reconéctense con el entorno y con ustedes mismos en esta bella reserva natural a las afueras de San Miguel de Allende, cuyo nombre se debe a que el terreno antes fue ocupado por un ingenio azucarero. Si quieren envolverse con el romanticismo del semidesierto guanajuatense, les recomiendo hacer un paseo por el Conservatorio de Plantas Mexicanas: allí verán cactáceas, suculentas y plantas acuáticas que solo habitan en México; otro espacio divertido y romántico es el Jardín de los Sentidos, donde podrán ver cómo los insectos polinizan las flores, aprender sobre observación astronómica e incluso asistir a un concierto en su anfiteatro al aire libre.

Tips románticos:

Hotel ideal: La Puertecita Boutique Hotel

1/3

Si son enamorados de la calma que brinda el canto de las aves y el verdor de las plantas (como mi pareja y yo), deben hospedarse en La Puertecita Boutique Hotel, a pocos minutos del centro histórico de la Ciudad Patrimonio. Sus habitaciones de estilo colonial mexicano son cálidas y confortables, sin embargo, lo que más les gustará es que para llegar a ellas deberán adentrarse en verdes jardines salpicados de fuentes, esculturas y árboles florales.

Hotel La Puertecita Boutique

San Miguel de Allende
8.4 Muy bueno (340 opiniones)

Para los que buscan relax: spa en Rosewood San Miguel de Allende

Este plan le fascina a mi pareja, y seguramente a la tuya también le gustará si lo suyo es dejarse consentir con los tratamientos más indulgentes. Así, te sugiero que complazcas su afición hedonista en uno de los mejores spas de todo México. Me refiero a Sense, A Rosewood Spa, un completísimo espacio para la salud y la relajación localizado en la casona principal del hotel Rosewood San Miguel de Allende. Su menú de terapias y tratamientos es muy amplio, sin embargo, te recomiendo pedir el Masaje Conexión de Pareja: durante 90 minutos y dentro de una cabina solo para los dos, los liberarán de estrés con lo último en técnica de masajes y usando aceites personalizados. Se antoja, ¿no?

Tips románticos:

Para quienes buscan arte: recorrido de diseño y joyerías

Si se detuvieron a leer este apartado es porque ya eligieron dar tan importante paso y solo están en busca de cristalizar su amor en forma de alguna joya o pieza artística. Si es así, felicidades, no solo por la decisión sino porque San Miguel de Allende cuenta con uno de los mejores lugares en México para hacerlo. Me refiero a Fábrica La Aurora, un centro de cultura, arte y diseño instalado en una antigua factoría textil. Remodelado de acuerdo a los gustos y tendencias arquitectónicas contemporáneas, aquí van a encontrar piezas de connotadas galerías locales, como La 303, Sortilegio y Edina Sagert, entre muchas otras.

Tip romántico:

Hotel ideal: Casa 1810

1/2

Si eres mexicano sabes bien que el año 1810 fue muy importante para la vida política y social del país, pues fue cuando dio inicio la Guerra de Independencia, de la cual San Miguel de Allende fue escenario. Homenajeando ese año crucial es que bautizaron este hotel, localizado a pasos del Jardín Central. Lo que más me gusta de Casa 1810 es su estética neo-mudéjar (es decir, como surgida del sur de España o norte de Marruecos) y el bonito rooftop con fuentes y arcos que regala vistas al centro de la Ciudad Patrimonio.

Casa 1810 Boutique

San Miguel de Allende
9.1 Excelente (171 opiniones)

Para los fiesteros: tour de bares y antros

Que su reducido tamaño y aparente calma no te engañen: San Miguel de Allende posee una vibrante escena de bares y clubes nocturnos gracias a sus visitantes internacionales, de modo que si tu pareja y tú se consideran todos unos party animals deben realizar una ruta de bares. Uno de mis favoritos es El Tres, ubicado dentro del hotel El Mesón y especializado en bebidas y botanas mexicanas; otro imperdible es Las Cuatro Milpas, un diminuto restaurante-bar con deliciosas hamburguesas y una bien surtida carta de cervezas. Si lo suyo es salir de antro, no pueden dejar de visitar El Grito y La Ingrata, donde la música y la iluminación los obligarán a quedarse bailando hasta el día siguiente.

Tip romántico:

Hotel ideal: Matilda

1/3

Del Hotel Matilda me gusta su personalidad fresca y desenfadad, pues es uno de los pocos en el destino que no se inspira en la arquitectura virreinal típica. Así, aquí vas a encontrar decorados vanguardistas, piezas de arte contemporáneo y mucho colorido; con frecuencia reciben a artistas que intervienen los muros con vibrantes obras.

Por cierto: no se vayan sin comer o cenar en Moxi, el restaurante del hotel. Mi recomendación es que pidan el menú degustación para obtener un panorama más amplio de su propuesta, el cual puede incluir un tortellini de barbacoa o una tostada de trucha curada.

Hotel Matilda

San Miguel de Allende
8.8 Excelente (400 opiniones)